Aire Loco, de Loewe
La atrevida publicidad de este perfume me ha llamado la atención y ha hecho que surgiera en mi un extraño interés en conocer más del producto. Para que luego digan que el advertising no siempre sirve como reclamo…

Se trata de Aire Loco de Loewe, el último lanzamiento de la prestigiosa firma que ha conseguido posicionarse ya como un superventas para estas Navidades. Como su cartel ya sugiere, Aire Loco es una fragancia para la mujer seductora, atrevida y sin miedo a ser sexy, una diva en toda regla.

El aroma de esta fragancia no tiene nada que ver con su predecesora ‘Aire’, pues tiene un aroma floral y frutal muy dulzón capaz de embelesar a cualquiera. A pesar de esto, no es un aroma demasiado cargante gracias a la frescura que proporciona la esencia de la bergamota o la vainilla más exótica.

Como notas de corazón podrás apreciar el aroma de la fruta de la pasión, jazmín de Sambac, rosa y flor de naranjo, mientras que en el centro Aire Loco se define por la vainilla, cardamomo, cedro de Virginia y pachulí. Como dulces notas de salida, el perfume se caracteriza por el aroma a magnolia combinada con pimienta rosa y freesia amarilla.

Aire Loco no es un mal nombre para este perfume, que viene en un frasco que realmente nos hace pensar que sus creadores se han vuelto realmente locos… ¿Dónde ha quedado la sofisticadísima imagen de la marca?

El frasco es más moderno y rompedor de lo que habríamos esperado, con un atractivo cristal verde lima de originales (aunque sencillas) líneas curvas levemente giradas que le dan un aspecto diferente y un tapón dorado que pretende que no olvidemos que se trata, no obstante, de un perfume selecto.

El precio de Aire Loco es de unos 57€ el frasco de 50 mililitros y de 83 euros el de 100.