Leica X1, un cámara fotográfica retro de gran calidad
Si eres un amante de la fotografía y de lo retro ya puedes ir ahorrando, porque cuando veas esta Leica vas a querer tenerla en tus manos al instante.

Como todos los modelos de la marca, la Leica X1 no es una simple cámara de uso cotidiano, sino un tesoro para aficionados apasionados por la fotografía. Si te encaprichas deberás hacer un pensamiento, pues su precio, que no resulta demasiado exagerado en comparación con otros modelos de la marca, asciende a 1.600 euros. Tranquilo, porque con un poquito de esfuerzo y paciencia todo puede conseguirse.

La Leica X1 es una cámara de excelente calidad y un nostálgico diseño retro que hará recordar otros tiempos a más de uno. Exteriormente, la cámara tiene las formas curvas y elegantes del primer modelo de la marca (la M3, que lanzó por primera vez en 1954), en color negro con los perfiles en metalizado o bien en negro por completo.

Esta cámara ofrece la mejor calidad de imagen en una cámara compacta, con sensor CMOS de 12,2 megapíxeles, óptica Leica Elmarit 24mm f/2.8 ASPH, factor de multiplicación de 1,5 píxeles y pantalla LCD de 2,7 pulgadas. Además de todo su manejo es muy fácil, por lo que será perfecta también para aquellos que quieran iniciarse en la fotografía.

Entre las cosas a destacar encontramos algo poco habitual en este tipo de cámaras, y es que la Leica X1 cuenta con un dial para elegir la velocidad de obturación y otro separado para escoger la apertura, aunque también puedes escoger el modo automático si no tienes ganas de resolver las complicaciones.

Las pocas pegas que pueden sacarse a este emblemático modelo de Leica son, además del precio, que no podrás poner otro objetivo en ella, que no dispondrás de los tradicionales ‘modos’ de las cámaras digitales (para noche, paisajes, retratos…) y que no captura vídeo.