Una compañía holandesa crea los porros electrónicos